Poema al futurismo del futuro

Poema corto al futurismo del futuro. Perteneciente al relato “Hoy pan mañana cable”, todo de mi autoría.

 

Breve poema al futurismo del futuro

Hablar de vena es hablar de cable
ser humano es ser cambiante.
Exploramos el arte

traemos de esos mundos
ríos de ideas montañas vivas y eléctricas
incertidumbres y nuevas deidades.

Seremos nuestra propia estrella
nuestros aires de grandeza
la fórmula secreta

Todo el vacío del metal
la carne que no se pudre
el fuego que no se apaga.

La época dorada del silicio, la alquimia desvelada.

Poema al futurismo del futuro

Reseña, Fluyan mis lágrimas

Reseña de: Fluyan mis lágrimas, dijo el policía – Philip K. Dick

Philip .K Dick es muy conocido por su obra, ¿Sueñan los androides con ovejas eléctricas?

, la cual fue llevada al cine más adelante con la película Blade runner.

La novela nos sitúa en un mundo distó-pico donde la sociedad esta regida por un fuerte control policial.

Nuestro protagonista Jason Taverner, emprende la búsqueda de su propia identidad, pues ha sido olvidado los demás, cosa realmente horrible para cualquiera y más aun por un famoso cantante.

Por quien no conozca a K. Dick. Él se movía por el género de la ciencia ficción, así que en la novela veréis con claridad a coches voladores, armas extrañas y demás futurismos.

Un detalle muy curioso es su final (tranquilidad, no voy a estropearlo), donde Philip cierra todas las tramas por secundarias que sean, dejando el lector bien tranquilo y con la seguridad de que no habrá segunda parte. Algo interesante este hecho, pues el señor K se obligaba ha hacer nuevas historias cada vez sin recrearse en una.

(Por cada reseña que hago me doy cuenta de lo difícil que es hablar de algo que ya se habló en la red)

Más curiosidades interesantes es el seis, es ser un seis, el punto de misterio extra a la trama… Un seis un seis… ¿Que contará? Solo puedo deciros que es mejor un seis que un humano.

Para acabar de rematar una novela buena como esta le suman numerosas drogas, cosa siempre interesante de describir en letras. Curiosamente en un mundo como el presentado, parecería que las drogas son ilegales, pero no. Nada mejor para un buen control de la población que tenerla flipando para superar dolores y aburrimientos.

Reseña, Fluyan mis lágrimas