SILENCIO

Hace unos días (semanas o meses) un reto de los que me gusta crear de vez en cuando en tuiter. Mostraba una imagen con una frase muy sencilla pero a mi parecer sumamente sugerente, decía así:

Me llamo Silencio y soy una persona amable.

Comes, Silencio

Así comienza el que puede ser quizá mi quinto o sexto cómic que leo en toda mi vida, pues no soy nada asiduo a leer cómics, probablemente por mi ignorancia en encontrar los buenos, sin superhéroes ni supervillanos ni propaganda pro y anti comunista. Cómics buenos, cómics con calidad cultural que pretenden hacer algo más que ser productos de fácil consumo y gran beneficio económico (a veces, hasta se puede tener todo). Con ello, no hablo de alta y baja cultura aunque lo parezca, todo cabe, lo feo es que una se coma a la otra tan a menudo…

Portada de Silencio, cómic de Didier Comés. Se ve un hombre con un sombrero de juglar y abrigo con el rostro meditativo, hojas de árbol flotando otoñales y una casa al fondo de madera, el título, Silencio, en rosa y más abajo afirma ser ganador del premio yelleow kid 1980.

Silencio es un cómic de Didier Comès que he disfrutado mucho, más que nada por lo sorprendente que ha sido para mi. He de admitir que no soy un lector de cómics. Creo que solo he leído un par de Astérix y obélix, uno de Corto Maltés y ese de los conejos de Matt Groening. En general, desde mi ignorancia, me parece que los cómics tienden a tener menos calidad que las novelas, así a groso modo, pero tampoco quisiera enemistarme con los creadores de cómics… el arte en sí mismo da espacio para desarrollar obras buenísimas y si se hacen pocas o se pierden en la inmensidad de la sobreproducción capitalista pues desde luego no es culpa del arte del cómic, sino de los medios de producción y distribución y de la avaricia en general que predomina siempre por los demás intereses como los artísticos.

Su protagonista, Silencio, es un hombre mudo e idiota, de buen corazón que trabaja como un esclavo de su amo, quien dice hacerle de padrastro, la realidad es más cruel.

Primera página.

Quizá la palabra que definiría la historia es crueldad, es una historia sobre la crueldad humana.
Como es la primera vez que reseño un cómic no sé muy bien como abarcarla, principalmente porque la historia es muy corta y se cuenta página a página todo lo importantísimo para seguirla y disfrutarla y por poco que diga ya queda con las tripas colgando. Probaré con sutileza.

Silencio nace en un pueblo francés en plena primera guerra mundial cuando los alemanes habían invadido Francia. Su madre muere en el parto y su padre había “desaparecido” poco tiempo antes. Así que nace huérfano y es adoptado por su padrastro que lo trata como un esclavo más que un hijo, haciéndole trabajar jornadas de doce horas en la granja que posee tan solo a cambio de comida y una muy pobre habitación. Silencio se pregunta como sería es el mar y tiene una postal que lo ilustra y quiere conocerlo. Vive sin odio, amando a las criaturas que le rodean, incluso animales impopulares como las serpientes y un día conoce a una y decide llevarla al cobertizo de la granja con las vacas y caballos que se asustan enormemente. Eso le lleva a un castigo severo por parte de su amo. En esa villa vive también, en las afueras , en el bosque, una bruja ciega que guarda una terrible historia relacionada con Silencio y con el pueblo francés…

Primera página del cómic Silencio de Comés.

Quisiera poder desvelar más sin romper la intriga pero es que en realidad es un relato largo más bien y cada página, cada viñeta es vital y enseguida rompe el interés si cuento mucho…

Quiero dejar claro que es una historia muy poco habitual, teniendo de protagonista el que en historias más comunes sería un secundario que muere pronto tanto si es aliado del bueno como del malo. Aquí él es víctima y es el bueno pero de verdad, sin perspectivas que cambien su posición de precisa bondad. Sus enemigos son claramente malos pero también podrían serlo sus amigos dependiendo del punto de mira moral del lector. Y su final es… completamente inusual… y hermoso y terrible.

Por último quiero hablaros de Nueva Frontera, la editorial que publicó la traducción de Silencio escrita originalmente en frances por Comés, autor belga. Nueva frontera fue la precursora de los cómics para adultos en español, una de las más importantes al fundar la revista Totem, revista insignia de la editorial. Ya sabía que me gustaría mucho Silencio cuando vi que Nueva Frontera había publicado también grandes cómics que adoro como son La balada del mar salado el Bajo el signo de capricornio del grandioso Hugo Pratts, ambos cómics tienen de protagonista a Corto Maltés. Así que quizá, de casualidad he encontrado la mejor editorial para mis gustos de lector en cuanto a cómics se refiere.

Espero a ver llamado vuestra atención, queridas lectoras y que queráis conocer un poco más de la obra de Comés, de Silencio, de Nueva Frontera y del mundo del cómic.

Leed mucho, leed bien, divertiros.

SILENCIO

2 comentarios en “SILENCIO

  1. Gracias una vez más por una magnífica reseña.
    Mi relación con los cómics viene de lejos, de cuando no eran ni cómics sino tebeos o historietas.
    Siempre he pensado que un buen cómic tiene más que ver con una película que con una novela, tanto en el proceso de elaboración como en el producto final.
    Tomo nota de la recomendación y sobre idea de escribir algo sobre esto.
    Salut!!!

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s